Una troika para Chihuahua

0
55

 

“¿A qué ruso no le encanta la velocidad?” “Es como si una desconocida fuerza le arrastrara a uno…, como si volara todo: …vuela todo el camino… hasta que se pierde en la lejanía, y hay algo extraño en ese veloz desfile, en el que uno no tiene tiempo de contemplar las cosas antes de que desaparezcan.” ¡Corre troika! ¡Vuela troika! [Nicolás Gogol, Las almas muertas, 1842].

 

 

En contrapunto, “¡Qué inexorable y osca la llanura! / En un cielo de plomo el sol ya muerto / El desierto, el desierto y el desierto /Silencio, lobreguez, pavor tremendos / que viene sólo a interrumpir apenas / el galope triunfal de los berrendos [Manuel José Othón, Idilio salvaje, 1905].

Frente a ese desgarrador panorama, y como si hubiese sido impelido por la estampa de Chíchikov —el personaje de Gogol—, Pancho Villa tomó su caballo y las locomotoras, y puso en pie a un pueblo que exigía cambios. La épica de Villa tuvo resonancia no sólo en EU, además en Alemania y la Rusia zarista. Hoy muchos chihuahuenses creen que aún nos restan réditos que nos dejó esa epopeya, pero tiempo ha que los agotamos.

Por azares del destino —cómo más se puede catalogar a este hecho—, nuestro estado ha sido dispensado como sede del 3° Foro Regional que convoca el Colegio Nacional de Economistas, como si la Diosa Fortuna nos diera oootra oportunidad para despertar, ahora sí, a este S. XXI tan adelantado.

Efectivamente, queridos (e) lectores,  este lunes 7 de marzo participarán destacados economistas mexicanos, de todas las corrientes ideológicas, y que representan un importante segmento de la diversidad de instituciones académicas, financieras, gubernamentales y de la iniciativa privada. Y —repito—, resulta trascendental, si consideramos que en nuestro estado sólo Ciudad Juárez y Parral imparten la carrera de Economía, siendo Chihuahua el 5° PIB de México, mayor frontera con la nación más poderosa, y que algunos (espero que muchos paisanos) aspiramos a obtener un lugar de privilegio en la futura ‘Sociedad del Conocimiento’.

Añádase que está pendiente la incorporación de un área de atención, promoción y de desarrollo de los servicios que integran el conocimiento y las tecnologías avanzadas [sectores terciario y cuaternario de la economía] en la estructura estatal (Secretaría de Economía), y que el municipio de Chihuahua carece (acaba de ser eliminada) de una dirección de fomento económico.

Resulta que para la generalidad del funcionario público (estatal o municipal), el concepto de servicios constituye sólo el comercio, turismo y financieros, y que las tecnologías más avanzadas son sinónimo de las llamadas TIC’s.

¿Dónde queda la investigación científica, la innovación, las ciencias de la salud y conducta, el urbanismo, la multimedia, las consultorías, diseño y arquitectura, los museos, galerías, la creación artística, el entretenimiento… que en ciudades como Londres representa el 90 por ciento de la generación de riqueza, empleo, ingresos altos y amplia diversidad de satisfactores?

De ahí la oportunidad de aprovechar este singular evento, cuyo principal objetivo debiera ser la divulgación de ideas y planteamientos para que los jóvenes chihuahuenses se interesen e involucren en el diseño y ejercicio de los programas económicos. Son ellos los que finalmente abrirán las vías de acceso a un ámbito de la reflexión que en la actualidad está prácticamente cancelado.

Esperemos no tener que llegar al extremo que experimentó Charles Darwin ante la animadversión de sus teorías, entonces tan osadas. Alguien lo confortó: “No te preocupes. Una vez que hayan desaparecido tus detractores y arriben las nuevas generaciones, tus ideas serán aceptadas.”

0/5 (0 Reviews)

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here