México, primer lugar en importación de maíz en el mundo, advierte la CNPAMM

0
46

Por separado, Elena Álvarez Buylla, investigadora del Instituto de Ecología de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), señaló en entrevista que el país podría no sólo ser autosuficiente sino incluso tener excedentes en la producción del grano “haciendo uso de la diversidad de maíces nativos e híbridos no transgénicos que han sido generados en instituciones públicas como el Instituto Nacional de Investigaciones Forestales, Agrícolas y Pecuarias (Inifap)”.

La especialista en genética molecular aseguró que la capacidad existe, pero “las políticas neoliberales instauradas por el gobierno han abandonado al campo mexicano y los tratados de libre comercio han generado condiciones de competencia totalmente desleales, importando maíz de baja calidad (amarillo) en vez de fomentar la producción de maíz nativo mexicano, el cual es de altísima calidad”.

En días pasados, durante la celebración del 93 aniversario luctuoso de Emiliano Zapata, dirigentes de la Central Campesina Independiente y la propia CNPAMM apuntaron que las importaciones de maíz aumentaron en 2 mil 500 por ciento desde la firma del Tratado de Libre Comercio de América del Norte a la fecha.

En un comunicado difundido ayer, Carlos Salazar Arriaga, dirigente de la CNPAMM, aseveró que tan sólo en lo que va del ciclo se han importado 6.1 millones de toneladas de maíz.

“Esta tendencia al alza demuestra que cada vez México se hace más dependiente de Estados Unidos, debilitándose considerablemente su soberanía alimentaria y con ello su capacidad de satisfacer las necesidades agroalimentarias de la población”.

Estadísticas del Banco de México refieren que sólo en enero de este año por concepto de importación de maíz se pagaron 323.94 millones de dólares (La Jornada, 23/3/12).

En febrero pasado, la Confederación Nacional Campesina ya había alertado que para 2012 las importaciones de maíz y frijol se elevarían en más de la mitad con respecto al año anterior, debido a la caída en más de 40 por ciento de la producción, lo cual se explica en gran parte por la sequía (La Jornada, 13/2/12).

Para Álvarez Buylla, la respuesta a los efectos del cambio climático descansa en “revitalizar la producción de maíces nativos tanto originales como híbridos nacionales que han demostrado ser altamente rendidores”, no así los transgénicos, puesto que “ya se ha probado ampliamente que no aumentan los rendimientos”.

De su lado, el dirigente campesino llamó a los productores de maíz a organizarse para defender el precio del grano, limitar las importaciones y reactivar la producción nacional.

La Jornada

0/5 (0 Reviews)

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here