La inmunoterapia, alentador tratamiento contra el cáncer

0
137

Los pacientes en estas condiciones tienen una esperanza de vida de seis a ocho meses, mientras entre quienes reciben inmunoterapia, algunos han sobrevivido hasta cuatro años más.

Todavía no es la cura del cáncer, pero los resultados de investigaciones clínicas –publicados en la edición de enero de la revista Science– son alentadores para el futuro de los tratamientos contra tumores malignos, aseguró Miguel Ángel Álvarez Avitia, director de la Clínica de Melanoma del Instituto Nacional de Cancerología (Incan).

Explicó que el sistema inmune (de defensas) es lo más viejo que se ha utilizado para luchar contra el cáncer y de hecho las primeras terapias surgieron en los años 70. Luego vino un proceso de aprendizaje para los científicos sobre cómo funciona y reacciona ante la presencia de virus, bacterias y células tumorales.

Entre los aspectos investigados están los “pasos” que el sistema inmunológico da para “encenderse” en presencia de enfermedades y “apagarse” cuando no existe riesgo para la salud.

Como parte de ese aprendizaje, los padecimientos autoinmunes, los que se generan desde el mecanismo de defensas para atacar al propio organismo y provocar, entre otros males, la artritis reumatoide o el vitiligo, también han sido de utilidad en el desarrollo de la inmuno oncología, explicó Álvarez Avitia.

De la misma forma, se ha investigado sobre las causas que favorecen el desarrollo de tumores y por qué el mecanismo de defensas queda rebasado ante las neoplasias. El especialista refirió que algunas conclusiones advierten que “los tumores son más hábiles y en su evolución adquieren la capacidad de evadir a las células encargadas de reconocer y destruirlos”.

Álvarez Avitia comentó que entre los hallazgos de los científicos está que el cáncer tiene una célula –CTLA-4– con la capacidad de “apagar” al sistema inmune y con un nuevo fármaco, Ipilimumab, se logra reactivarlo y mantenerlo activo en contra del melanoma.

En México, Álvarez Avitia encabezó uno de los grupos de investigación que probó la eficacia del producto en pacientes del Incan. Señaló que la sobrevivencia promedio fue de 10 meses, pero en otros grupos se ha observado a algunos individuos que se mantienen vivos después de cuatro años de haber concluido el tratamiento.

El especialista señaló que en el desarrollo del producto se observó que además de controlar el tumor, el sistema inmunológico “vuelve a aprender cómo contrarrestar a las células malignas”.

Además, que el mecanismo de acción del medicamento es distinto al de los productos convencionales, como la quimioterapia, que en las primeras seis semanas tiene un efecto en la reducción del tamaño de la neoplasia. Con la inmunoterapia, la respuesta se observa 12 a 16 semanas después de iniciado el tratamiento.

Destacó que en el transcurso de los siguientes cinco años concluirán otras cinco investigaciones con inmunoterapia para el control del cáncer de riñón, próstata, mama y leucemia, entre otros.

0/5 (0 Reviews)

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here