Cierran paso a la zona arqueológica Cuarenta Casas debido a incendio

0
17

 

Protección Civil informó que brigadas de Chihuahua y Sonora combaten la conflagración, que consume una amplia zona del poblado Nicolás Bravo y se ha extendido a los senderos y accesos que llevan a las ruinas, situadas en lo alto de una pared rocosa.

 

Personal de la delegación del INAH a cargo del sitio Cuarenta Casas informó que el fuego no ha llegado a los restos prehispánicos debido a que entre éstos y algunos focos de fuego hay un río que todavía tiene agua; sin embargo, los senderos y caminos que conducen a las cuevas ya han sido afectados por las llamas.

 

Para llegar a las reliquias se debe bajar a pie por un sendero de aproximadamente un kilómetro, cruzar el río y subir una pendiente de 700 metros. En la parte baja del río las brigadas tratan de apagar los brotes de fuego. Los principales frentes del incendio en áreas más densas de bosque ya fueron controlados.

 

El fuego empezó el domingo en la colonia de Nicolás Bravo y se extendió al límite norte del ejido Arturo Gámiz, aledaño a la zona de Cuarenta Casas. El sitio arqueológico fue cerrado para evaluar los daños en una escalinata de piedra y madera, así como en la flora y fauna.

 

Otras áreas arqueológicas en la región, entre ellas Huápoca, siguen abiertas al público debido a que están a unos 40 minutos del lugar del incendio, cuyos daños se extendieron en 90 hectáreas de la colonia Nicolás Bravo y del ejido.

 

Cuarenta Casas pertenece a la cultura paquimé; está en el poblado El Vallecito, 45 kilómetros al norte de Madera y 336 kilómetros al noroeste de la capital del estado. En esa zona hay varias cuevas con edificaciones en su interior. La más conocida es la cueva de Las Ventanas.

 

En el municipio de Madera hay más de 200 sitios arqueológicos, entre ellos las casas de los acantilados, llamadas así porque están localizadas en cuevas naturales sobre los farallones de roca de los cañones serranos, rodeados de bosques ahora amenazados por la proliferación de incendios.

 

Sólo en los primeros cuatro meses de este año hubo 778 conflagraciones que dañaron 9 mil hectáreas de bosques y matorrales en la zona serrana de la entidad, indicó la oficina de control de incendios de la Comisión Nacional Forestal en Chihuahua.

 

Víctor Guzmán Ortiz, responsable del área forestal de la Secretaría de Desarrollo Rural, dijo que esta cifra es 50 por ciento menor a la del mismo periodo de 2011.

 

Este año, debido a la agudización de la sequía, se intensificaron medidas preventivas como la excavación de zanjas y se contrataron más brigadistas y vigías que reportan cualquier foco de fuego en bosques, matorrales y pastizales a fin de sofocarlo antes de que se extienda. Como resultado, ningún incendio ha durado más de dos días fuera de control, dijo el funcionario.

 

En el municipio de Madera se encuentra Largo Maderal, el ejido forestal más grande de México. Se extiende hacia los limites con Sonora y cuenta con experimentadas brigadas permanentes.

 

Las autoridades confían en extinguir el fuego este miércoles.

La Jornada

0/5 (0 Reviews)

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here