Calderón: por subir 9 centavos me quieren hacer “juicio político”

0
39

Con este quinto aumento al precio de los combustibles en lo que va del año, la gasolina Premium costará 10.84 pesos el litro, luego de los 10.79 pesos en que vendió con el incremento del 13 de abril pasado.

El litro del diesel tendrá un costo de 10.54 pesos, que significa un incremento de nueve centavos respecto del precio previo.

Durante todo el gobierno de Felipe Calderón, a partir de enero de 2007 a la fecha, la gasolina Magna, la de mayor demanda en todo el país, acumula alza de 45 por ciento, al pasar de un precio promedio de 7.01 a 10.18 pesos por litro.

La Premium saltó de 8.73 a 10.84 pesos, lo que representa un incremento acumulado de 24 por ciento; mientras que el diesel, utilizado por el transporte público, flotas pesqueras y el sector agrícola, aumentó 77.7 por ciento al pasar de 5.93 pesos en 2007 a 10.54 pesos por litro.

El actual presidente Felipe Calderón ofreció al electorado en su campaña reducir los precios de los combustibles.

México, pese a ser exportador neto de petróleo, importa alrededor de 46 por ciento de gasolinas que se consumen en el país, mientras las seis refinerías que opera Petróleos Mexicanos no trabajan al 100 por ciento de su capacidad.

El presidente Felipe Calderón ratificó su convicción sobre la necesidad de eliminar los subsidios a las gasolinas de manera gradual y a cambio, “focalizar” los apoyos económicos en los pobres.

En México “vamos avanzando”. Quien diga que tales subsidios se deben mantener “dice sólo la mitad de la verdad. Si alguien quiere ser totalmente honesto con la gente” debe decir que su propuesta implica subir el precio de 10 a 14 pesos por litro.

De igual forma, dijo, “quisiera” para Petróleos Mexicanos (Pemex) lo que se ha hecho en otros países de abrirse a incentivos de mercado, participación de alianzas estratégicas o en bolsas de valores.

Al participar en un diálogo interactivo con los integrantes de Cumbre de Delegados Juveniles del G-20 (Youth-20), señaló que el tema de los subsidios “es bien complicado” pero se debe ser totalmente honesto con la gente porque sí se deben eliminar, pero a la vez encontrar la manera de dejar de beneficiar a los sectores de mayores ingresos que pueden poseer camionetas Suburban, cuya gasolina está subsidiada, y dejar de afectar a la gente más pobre.

La opción es la gradualidad “como estamos tratando de hacer en México, aunque me lo critiquen de todos modos”. Y luego, en tono de broma, comentó: “cada aumento (mensual) de nueve centavos a la gasolina, menos de un centavo de dólar es un escandalazo político. Hasta juicio político me quieren hacer por eso”.

Los gasolinazos comenzaron a aplicarse desde 2008. En 2009 el gobierno interrumpió esta medida por la crisis internacional, pero desde enero de 2010 aplica mensualmente de manera ininterrumpida.

La Jornada

0/5 (0 Reviews)

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here